viernes, 16 de diciembre de 2016

LA ABOMINABLE E INJUSTA justicia EN ESPAÑA

No se puede pedir ecuanimidad por parte de quien desconoce el significado de esa palabra.

Es tanta la repugnancia que me produce la actitud de esos jueces del Supremo que solo emiten sentencias prevaricadoras, que me faltan palabras para explicarla sin recurrir directamente al insulto, que dicho sea de paso, pienso y emito a pesar de que no queden reflejados negro sobre blanco.

Hay una "sala" de lo penal, que no queda más que en cuarto de ratas por los personajes que la ocupan;  son sus miembros delincuentes habituales directamente y como tal deberían ser tratados. Pero claro, en el supuesto de que hubiera Justicia justa y jueces incorruptos. Ya dieron la medida de su imparci digo corrupción al echar de la "carrera judicial" al juez Garzón. Eso sí, hay que reconocerles su "valentía", se saben intocables. A uno de ellos lo acaban de colocar de fiscal del Estado, para que siga salvaguardando los derechos y garantías de los corruptos. Quedan otros tres los cuales, por mucho desodorante que se fumiguen, huelen a mierda en varios kilómetros a la redonda. Provienen de la dictadura y son, han sido y serán fascistas y franquistas.

No menos putrefactos que todos estos "demócratas" que han ido acumulando riquezas y despropósitos en esta mal llamada democracia. Desde la "ejemplar" transición donde nos la metieron cruzada, se han forrado a millones como el señor X Gal Natural González y Bigotes Charlot Ansar. Son los máximos exponentes que han permitido el saqueo del estado dejándolo esquilmado y arruinado en tanto las empresas y amigotes suyos se han forrado a base de bien.

Estos mismos delincuentes, han permitido, consentido y propagado que esas instituciones que deberían estar para proteger los derechos constitucionales de los ciudadanos, se hallen dominadas y putrefactas por los partidos políticos, los suyos principalmente. El ppsoe, la misma mierda son.

Ahora, en una pirueta con tirabuzón y doble salto mortal, ese cuarto de las ratas, acaba de liquidar el asunto del ex ministro de la Gobernación y otro fulano que los grabaron urdiendo un plan para llenar de mierda al entonces alcalde de Barcelona. No hay delito. Los titiriteros eran terroristas. Estos, del Opus y tiene ángel de la guarda.  Ponente, el magistrado Andrés Martínez Arrieta. La apoyan otros cuatro jueces del Alto Tribunal: el presidente de la Sala de lo Penal, Manuel Marchena; Miguel Colmenero; Andrés Palomo y Ana María Ferrer. Ninguno de ellos ha optado por la posibilidad de emitir un voto particular en el que mostrar su disconformidad.

No me extraña que los catalanes quieran la independencia que estoy seguro van a lograr. No tienen motivos para estar contentos, pues corrupción han tenido hasta en la sopa en su tierra. Pero con resoluciones como la comentada, los indecisos suman la nómina de los conversos a pasos agigantados. Si fuera catalán, sería independentista. Aunque solo fuera por hacerle un corte de mangas a la corte mafiosa.

Pero donde más indignidad y corrupción demuestran la fiscalía y el maldito gobierno del rajao Rajoy es prohibiendo declarar en los juzgados a las personas que han sufrido muerte y desaparición de familiares por las hordas fascistas franquistas y también a quienes sufrieron torturas y prisión en y después del franquismo. De esta indignidad tampoco se libran los gobiernos "demócratas" de los socios listos que no hicieron NADA incluso cuando gobernaron con mayoría absoluta. Claro, no podían permitir que se aclararan asuntos como el de la cal viva.